Otal

Compartir
Vota:
Otal

Otal

Del original solo queda el ábside como resto de su construcción, estando todo el resto edificado posteriormente, incluida su elevada torre. La nave fué derribada en época tardia con el fin de ampliarla con la adicción de otra en el lado del mediodia y de una capilla en el paramento septentrional.

El ábside arquetípico en sus elementos, tiene un friso de baquetones bajo el tejaroz que se adorna con nueve arcos ciegos con tres ventanas abocinadas inscritas en ellos. Estos arcos tienen base lisa y apean sobre lesenas. La forma del ábside es redondeada y presenta contrafuertes en las esquinas. Para iluminar la nave se abrió con posterioridad entre el ábside y el tejado una ventana en el muro con un amplio arco de medio punto.

Al interior del templo se accede por una portada de arco de medio punto dovelada, del siglo XVI o XVII, con decoraciones sogueadas en su base y letras con el anagrama de Cristo en la clave.

En el interior encontramos la nave original y la nave lateral separada por arco de medio punto en lugar de donde debia estar el muro sur que como ya hemos dicho fúe derribado. Ábside de tambor cubierta con bóveda de cuarto de esfera.

Cubierta con techumbre de madera, el suelo con losas de piedras y lápidas funerarias en el mismo.